martes, 15 de marzo de 2011

Palabra de ...honor...?



La ética es la base más importante de la psicología,puesto que es un elemento fundamental para entender el bienestar mental y emocional individual y social.

La ética es el camino del deber ser, porque el deber ser es aquello que nos permite convertirnos en seres respetables y respetuosos con el entorno Y ese respeto implica, entre otras cosas, ser capaces de cumplir nuestros compromisos.

Entonces, antes de comprometernos a nada tendríamos que pensar las cosas en los siguientes términos: si quiero ser confiable (ético), en ejercicio pleno de mi humanidad debo pensar mucho antes de comprometerme a lo que sea. Desde lo más sencillo hasta lo más trascendente.

Mucho se ha hablado desde la antropología cultural, el ensayo sociológico e incluso desde mani
festaciones folclóricas como canciones de Chava Flores, sobre ese perfil del mexicano de no tomar en serio su propia palabra. A soltar promesas, ofertas, propósitos que pueden deshacerse en cualquier momento argumentando un simple "no era en serio" o un "no fue exactamente así" e incluso dejando que el tiempo diluya el compromiso, como si tal cosa fuera posible,actitud a la que comunmente se le llama "hacerse pendejo"...
Ejemplos sobran, desde los más "inocuos hasta los más letales. Inocuos,sólo porque la dosis de decepción que generan quizá no es tan evidente. Decirle a un niño "te voy a llevar a la feria si sacas buenas calificaciones", y no llevarlo, podría ser un acto de desidia o de crueldad (o de ambas) dependiendo desde donde lo entendamos. La parte trascendente de este hecho es que ese niño crecerá aprendiendo que, para empezar, su padre o madre son capaces de lanzar promesas al viento, palabras que carecen de valor. Trauma insuperable tal vez no será, pero sí aprendizaje vivencial de lo que significa no tener palabra.
En México se hace eso frecuentemente. Desde el político que promete cambios sociales hasta el niño burlado por el padre, y es que sostenerse en lo que se promete resulta muy difícil para un padre mentiroso . Y es asi como os hijos,o los ciudadanos con la autoridad, tienden a buscar una complicidad corrompida,para evitar las consecuen
cias de incumplir con los acuerdos que nunca se asumen.
Los jovenes entonces pierden el respeto a los mayores y se burlan abiertamente de lo fácil que es tomarles el pelo a los padres porque saben que al final harán lo que les dé la gana. Será la culpa de esa educación de falsas promesas, basada en la ley del menor esfuerzo que evita el trance doloroso y trabajoso que implica cumplir la palabra dada. El caso es que al final nada es en serio y todo podría ser, o no. Y se va destruyendo el principio básico de honrar la palabra y cumplir los compromisos. Y se destruye así, cotidianamente, el sentido de una vida éticamente vivida.
Otra vertiente muy evidente del asunto son las relaciones de pareja. En México generalmente, una idea que se ha vuelto cultura popular,justifica la frivolidad amorosa con el hecho de que hay personas que nunca salen de la adolescencia,pero eso es simplemente un pretexto para la autocomplacencia machista. Muchos mexicanos viven escondidos detrás de abundantes mentiras narcisistas,para seguir sin tener palabra, para lanzar lo que sea al aire, para no asumir la entereza moral de saber que ahora sí, sin pretextos, tocará cumplir. Si les faltó vivir, si son fóbicos del compromiso, si se les termina el amor, si nunca han tenido valor,si les faltan agallas para resolver y no salir corriendo,jamás podrán cambiar a su pais.
Cuándo estarán listos para comprmeterse con el ideal de una patria libre y justa? Cuándo etarán listos para tener palabra y para comprometerse hasta las últimas consecuencias con una pareja, con el plan de vida compartido con alguien, con la promesa de un amor real ,comprometerse con un trabajo,con un estudio,con un ideal,consigo mismos..?
Cuándo dejarán de mentir como hacen los niños para evitar las consecuencias de sus errores y asumirán las verdades,aunque sean dolorosas,para buscar el cambio?Cómo pueden criticar la corrupción y la injusticia social,pero en lo individual son deshonestos,mentirosos y corruptos? Como exigir transparencia a los gobiernos si en la intimidad de su casa viven la total hipocresía?
Decir "Te doy mi palabra", es un logro del pensamiento abstracto, diría Piaget. Es la capacidad de adelantarnos y pensar a priori y no a posteriori de nuestro actuar,es ser dueños de nuestras palabras y de nuestras acciones. Por eso es tan importante ser congruentes.
La ética autónoma, o la internalización de la ley, en sentido amplio, quiere decir hacer el bien aunque nadie nos mire, aunque no exista la posibilidad de ser descubiertos haciendo lo contrario, simplemente porque uno se siente bien de actuar en conformidad a la ética.
Concretando: Actuar eticamente es cumplir la palabra dada,es buscar ser congruente en el hablar con el actuar y ser capaz de ser Leal con amores y amigos, pase lo que pase, y seguir con el corazón y la mente os códigos de respeto por los otros en tu casa, en la ciudad, en el trabajo,en la naturaleza. Y ese código de respeto implica,primero que todo,respetar la propia palabra dada...