jueves, 30 de marzo de 2017

martes, 28 de marzo de 2017

Vientos del pueblo...





Vientos del pueblo me llevan,
vientos del pueblo me arrastran,
me esparcen el corazón
y me aventan la garganta.

Los bueyes doblan la frente,
impotentemente mansa,
delante de los castigos:
los leones la levantan
y al mismo tiempo castigan
con su clamorosa zarpa.

No soy un de pueblo de bueyes,
que soy de un pueblo que embargan
yacimientos de leones,
desfiladeros de águilas
y cordilleras de toros
con el orgullo en el asta.
Nunca medraron los bueyes
en los páramos de España.

¿Quién habló de echar un yugo
sobre el cuello de esta raza?
¿Quién ha puesto al huracán
jamás ni yugos ni trabas,
ni quién al rayo detuvo
prisionero en una jaula?
Asturianos de braveza,
vascos de piedra blindada,
valencianos de alegría
y castellanos de alma,
labrados como la tierra
y airosos como las alas;
andaluces de relámpagos,
nacidos entre guitarras
y forjados en los yunques
torrenciales de las lágrimas;
extremeños de centeno,
gallegos de lluvia y calma,
murcianos de firmeza,
aragoneses de casta,
catalanes de dinamita
frutalmente propagada,
leoneses, navarros, dueños
del hambre, el sudor y el hacha,
reyes de la minería,
señores de la labranza,







...hombres que entre las raíces,
como raíces gallardas,
vais de la vida a la muerte,
vais de la nada a la nada:
yugos os quieren poner
gentes de la hierba mala,
yugos que habéis de dejar
rotos sobre sus espaldas.

Crepúsculo de los bueyes
está despuntando el alba.

Los bueyes mueren vestidos
de humildad y olor de cuadra;
las águilas, los leones
y los toros de arrogancia,
y detrás de ellos, el cielo
ni se enturbia ni se acaba.
La agonía de los bueyes
tiene pequeña la cara,
la del animal varón
toda la creación agranda.









Si me muero, que me muera
con la cabeza muy alta.
Muerto y veinte veces muerto,
la boca contra la grama,
tendré apretados los dientes
y decidida la barba.

Cantando espero a la muerte,
que hay ruiseñores que cantan
encima de los fusiles
y en medio de las batallas...


Miguel Hernández

.

jueves, 9 de marzo de 2017

Indomables...






,

Soy hombre y estoy aquí...









Soy hombre,y estoy aquí.

 Al igual que ustedes compañeras, los hombres también hemos nacido en este planeta, y al igual que ustedes hemos recibido una educación basada en la obediencia, en la sumisión. A nosotros nos han enseñado a ser " machines",nos han enseñado a ser cabrones,a contener las lágrimas, a ser rudos y fuertes, en definitiva, nos han mutilado nuestros sentimientos. Yo no elegí ser así. Yo en mi vida elegí el amor como sentimiento revolucionario que debía unificar a seres hermanos en la Tierra. Creí que este sentimiento dado a diestro y siniestro por doquier salvaría nuestras diferencias como personas. Lo que yo no supe es que este sistema comercializa y condiciona el amor, sin que mucho nos demos cuenta.

Siento pasión, siento pasión por las mil y una formas de vida existentes en el planeta, pero esa pasión está condicionada. Me condicionan cada vez que busco un empleo, cada vez que intento sacar mi vida adelante de alguna forma. Nadie acepta que yo sea un ser emocional, nadie acepta que yo sea un ser meramente sentimental...







Y no me refiero a lloriquear algo ebrio con las canciones de Juanga, o a sufrir porque ya perdió mi equipo de futbol, nada de eso, me refiero a sentir honda tristeza cuando las milpas se secan, o querer llorar cuando un infeliz golpea a un perro, o cuando la abuela se duele del cáncer y no le consigo medicina en el seguro,o cuando los niños no tienen zapatos ni cuadernos para la escuela, sufrir asi,para adentro,es cuando de verdad se entiende a las mujeres,y se sufre como ellas, y se entiende también que eso de ser "muy machín" es una reverenda pendejada. Lo grande del alma humana no está en embriagarse de alcohol, golpear y asustar a los más débiles y hacerse pendejo con el sufrimiento de la familia,de los vecinos y de la tierra que nos da raíz.
Lo grande está en sentir.
Yo me siento orgulloso de como soy, orgulloso de mi parte sensible y buena, esa que dicen que es la "femenina", por convencionalismos,y es que muchos no lo comprenden, pero yo soy hombre y
 estoy aquí con mi más hondo sentir para apoyarlas y luchar con ustedes, compañeras,y yo quisiera que ustedes estén conmigo, que no desistan, porque la lucha sigue, sin someternos ni rendirnos,porque la única lucha que se pierde, es la que se abandona.


Ante todo esto: Anarquía y fuerza compañeras!


Aporte de Mozz.


.

miércoles, 8 de marzo de 2017

Una mujer despierta...









Si eliges amar a una mujer despierta, entiende que estás entrando en un territorio nuevo, radical y desafiante.
Si decides amar a una mujer despierta, no puedes quedarte dormido.
Si decides amar a una mujer despierta, cada parte de tu alma será despertada, no sólo tus órganos sexuales o incluso tu corazón.
Francamente, si prefieres una vida normal, sigue con una chica normal.
Si quieres una vida dócil, sólo busca una mujer que se ha permitido a sí misma ser domesticada.
Si sólo deseas sumergir tu dedo del pie en las aguas mansas de un charco, quédate con la mujer segura, domesticada que todavía no se ha sumido en la inmensa belleza del Océano Sagrado Femenino.
Es cómodo amar a una mujer que todavía no ha activado sus poderes sagrados interiores, porque ella no aprieta tus botones.
Ella no te pondrá a prueba.
Ella no te presiona para convertirte en tu más alto Ser.
Ella no va a despertar las partes olvidadas y entumecidas de tu Espíritu que te instan a recordar que hay más para tu vida aquí que esto.




Ella no va a mirar en tus ojos cansados y enviarte un rayo de Verdad a través de tu cuerpo, sacudiéndote despierto y agitando tus deseos perdidos hace mucho tiempo por el Amor de Almas dentro de ti.
Una mujer dormida, segura, será maravillosamente satisfactoria y relajante para tu ego, corazón y cuerpo. Ella va a caminar en silencio junto a ti y te hará sentir necesitado, responsable, como que estás cumpliendo con tu papel masculino.
Si esto es suficiente para ti, entonces acéptalo, ámala con todo tu corazón, permanece fiel a ella y dale las gracias todos los días por el don de su leve, no amenazante presencia femenina en tu vida.
Si esto no es suficiente para ti - si tu corazón, cuerpo y espíritu sólo están anhelando el "otro tipo de mujer ', Aquel salvaje - entonces debes saber que estás en la cúspide de la transformación del alma.

Debes saber que estás haciendo una elección seria con consecuencias cósmicas.

Si decides entrar en el aura y el cuerpo de una mujer cuyo incendio espiritual está ardiendo, estás aceptando que necesitas un cierto nivel de peligro y de riesgo con el fin de crecer.
Una vez que empiezas a amar a una mujer de esta naturaleza, debes aceptar la responsabilidad total de los cambios de vida que luego derivarían.
Tu vida no será cómodamente adormilada todo el tiempo. Tu vida no va a permitirte que te quedes atrapado en surcos viejos y rutinas estancadas.
Tu vida tomará un radicalmente nuevo sabor y aroma. Vas a ser encendido por la presencia de lo femenino salvaje, y comenzará a enviar ondas de shock eléctrico de luz espiritual a través de tu sistema de adn que te sintonizará con la convocatoria  infinita del Universo.
La elección de ser sexualmente y románticamente-íntimo con una mujer despierta, necesita de coraje masculino para caminar sin miedo a lo desconocido. Pero vas a cosechar recompensas más allá de la comprensión de tu mente.
Ella te llevará a mundos desconocidos de misterio y magia.
Ella te llevará, fascinado y medio borracho de amor, dentro de los bosques salvajes de éxtasis sensual en el asombro.
Ella te mostrará cielos sagrados tan llenos y ardientes de estrellas que vas a empezar a preguntarte si todavía estás viviendo en el mismo planeta en el que naciste.
Ella va a romperte y rasgarte para que tu feroz corazón apasionado te vuelva medio loco de deseo. Tendrás que consumirla y penetrarla en todos los niveles para que tu esencia masculina pueda iluminar el universo con tu amor devoto.
Ella te verá como nunca has sido visto antes.
Ella va a confiar en ti.
Ella te apreciará.
Ella va a reconocer tus esfuerzos para hacerla feliz.
Ella va a valorar todo lo bueno que haces, y todo lo bueno que eres.
Ella no va a escapar de tu oscuridad, porque tu oscuridad no la asusta.
Ella va a abrazarte, besarte, acariciarte y amarte de vuelta a la vida. Ella hablará palabras que tu alma entiende. Ella no te castigará por tus errores.
Es un riesgo monumental amar a una mujer despierta, porque no hay de repente lugar para esconderse.
Ella lo ve todo, por lo tanto ella puede amarte con una profundidad y presencia que tu corazón y cuerpo han anhelado tan duro, por tanto tiempo, tan ferozmente ... que te preguntas si realmente has estado vivo durante todo el tiempo que has estado fuera.

Amar a una mujer como esta es una opción que eliges para empezar a vivir con tu alma en llamas.




Tu vida nunca volverá a ser lo mismo una vez que hayas invitado a su energía en ti.
Toma este riesgo en tí mismo, o da un paso atrás, quédate con la chica normal y acepta una vida segura, diferente, más cómoda y algo más tranquila.
Sólo asegúrate de que si eliges esta última, no te pases el resto de tus días con los ojos mirando hacia atrás sobre tu hombro, tratando de ver una vez más la visión borrosa del Misterio Femenino que ahora ha desaparecido de tu vista.
Ella se habrá ido en un segundo, de vuelta a las estrellas,a las galaxias distantes, a los Cielos ... desde donde Ella vino...



Aporte del Sensei

.

martes, 7 de marzo de 2017

Tu que eres rebelde,compañera...





Tú, que eres rebelde, con conciencia política, que participas, que eres militante… Siento decirte compañera, que por mucho que te lo hagan creer, no vivimos en la Utopía igualitaria, que todavía no hemos sido capaces de transformar las estructuras políticas y sociales, de crear conciencia, de educarnos en lo que significa feminismo.

 Y es que es más fácil construir una conciencia crítica anti-capitalista, que una conciencia crítica anti-patriarcal. Y es que no lo tenemos fácil en una sociedad dominada por un capitalismo patriarcal donde el acoso, el maltrato, la explotación, la desigualdad forman parte de un sistema naturalizado, que a menudo no percibimos como sistema de opresión, porque no solo se manifiesta corporal o físicamente, sino que también lo hace a través de lo simbólico, lo psicológico y la autoconstrucción personal.

Por ello, el feminismo sigue necesitando nuestra fuerza e impulso anarquistas,y más aun en estos días en los que estamos sufriendo una clara ofensiva contra los derechos y las libertades. Debemos seguir denunciando la brecha salarial entre hombres y mujeres por el mismo trabajo, criticar los estereotipos de feminidad y masculinidad hegemónicos, promover la solidaridad y sobre todo empezar a cambiar la manera de construirnos como personas, eliminando la violencia machista que vivimos en nuestra cotidianidad: hogar, calle, trabajo, y destruyendo ese viejo mundo que nos otorga una serie de privilegios por el mero hecho de tener pene.

Solo el respeto tanto a mujeres como a hombres hará posible la igualdad.

Mujeres y hombres somos y seremos, lo que queramos ser y no lo que quieren que seamos.

Y recordemos todos:sin feminismo no hay transformación o revolución social posible.

Aporte de Gonzo

Pan y rosas...



Con sus derechos continuamente violados,esclavizadas,maltratadas o vistas como objetos,muchas mujeres en el mundo son  invisibles como sujetos de sus derechos y de sus propias vidas.
Y es de visibilización de lo que hablamos cada 8 de marzo. No de celebrar ni de entregar flores sin saber por qué. El 8 de marzo no celebramos a las mujeres, recordamos que son personas con derechos,con ciudadanía,con total valencia de sus vidas.
 El 8 de marzo conmemoramos la revolución silenciosa que nos hizo tomar conciencia de esos derechos, de esa igualdad y que nos lleva a exigir a los que despojan a las mujeres de ellos, que respeto,reconocimiento, y castigo a los impunes, pues  todavía hoy más cerca del primer cuarto que del inicio del siglo XXI, aún existen millones de mujeres a las que no se les reconocen sus derechos humanos.
Entonces es bueno recordar hoy cual fue el verdadero origen del Día Internacional de la Mujer: ya que muchos son los que piensan que la conmemoración del Día de la Mujer es una celebración alegre y reivindicativa, pero su origen dista mucho de ello
pues la verdad es que este día esta marcado por la
sangre,la barbarie y la injusticia.
Lo que se recuerda cada 8 de marzo es la matanza por parte de la Policía de 120 mujeres trabajadoras de una fábrica textil en Nueva York que marcharon por defender sus derechos.
La historia se remonta a hace más de 100 años, concretamente el 8 de marzo de 1875, cuando cientos de mujeres trabajadoras de una fábrica de textiles de Nueva York marcharon por las calles contra los bajos salarios, menos de la mitad de lo que cobraban los hombres, alrededor de 15 mil mujeres se manifestaron por las calles de Nueva York, Estados Unidos, para exigir un recorte del horario laboral, mejores salarios, el derecho al voto y el fin del trabajo infantil. El eslogan elegido fue "Pan y Rosas", ya que el pan simbolizaba desafanarse del hambre, y las rosas, el respeto por la salud y la vida.


 Y la tragedia fue que esa jornada terminó con 120 mujeres muertas por la brutalidad policial.
Aunque esas muertes no fueron olvidadas y poco tiempo después tal tragedia provocó que las trabajadoras fundaran el primer sindicato femenino.

Pero el 25 de marzo de 1911, tuvo lugar nuevamente uno de los mayores feminicidios de la industria en Estados Unidos. 146 trabajadoras murieron en un gran incendio de una fábrica textil a causa de derrumbes, quemaduras e intoxicación por humo y muchas otras se suicidaron al no tener escapatoria.
Los responsables de esas muertes fueron los propietarios de la fábrica de camisas,Triangle Shirtwaist, ubicada en un edificio de diez plantas en el corazón de Manhattan,que habían sellado las puertas de las escaleras y de la salidas para evitar que las empleadas robaran.  La mayoría de las víctimas eran jóvenes inmigrantes, de origen judío e italiano, que se ganaban precariamente la vida en el taller textil de la firma.
Esta terrible tragedia trajo importantes cambios en la legislación laboral y provocó el nacimiento del Sindicato Internacional de Mujeres Trabajadoras Textiles y  por primera vez , en memoria de aquellas difuntas, en 1910, la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas reunida en Copenhague,  y, a propuesta de Clara Zetkin, se proclamó el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer.





No fue una celebración. Fue un modo de  protestar por los bajos sueldos que percibían (eran menos de la mitad de lo que cobraban los hombres) y por las pésimas condiciones en las que trabajaban.
Desde aquel histórico 8 de marzo la fecha se convirtió en un punto recurrente para las protestas de las mujeres. Fecha que a día de hoy conmemoramos como un paso adelante en la igualdad del sexo femenino en la sociedad y en su desarrollo como personas.
El incendio de la fábrica valió, además, de aldabonazo para la causa de las mujeres trabajadoras y del internacionalismo obrero en general en todo el mundo. El sindicato Women's Trade Union League y el International Ladies' Garment Workers Union organizaron muchas de las protestas contra esta tragedia, entre las que destacó el desfile funerario silencioso, que reunió a una multitud de unas 100.000 personas.
Sin embargo, fue hasta  1977 para que la Organización de Naciones Unidas convirtiera la jornada del 8 de marzo en el Día Internacional por los Derechos de la Mujer y la Paz Internacional, para conmemorar la lucha histórica en favor de los derechos de la mujer .


 Y por primera vez los representantes de 189 países distintos reconocieron que la desigualdad entre el hombre y la mujer tenía graves repercusiones para el bienestar de todos y establecieron la agenda para promover acciones en favor de los derechos de las mujeres.

Aporte de Gonzo



.

Somos guerreras...

Bandera Negra...






.